Tipo de Operación 10.1.4 Trituración de la biomasa residual procedente de podas agrícolas

El sistema tradicional empleado en la destrucción de los restos de poda en los últimos años ha sido la quema. Este método de gestión del residuo es muy negativo por los riesgos que presenta de dar lugar a incendios forestales y por ser fuente de emisión de CO2.

El aprovechamiento de la biomasa procedente de podas agrícolas, mediante la trituración y distribución de la viruta resultante sobre el terreno, es un método mucho mejor ya que, además de evitar los riesgos citados, contribuye a mejorar el contenido del suelo en materia orgánica y, por lo tanto, mejora su fertilidad y su capacidad como sumidero de CO2. (Más información)

 

Consulte los anuncios de normativa y contenidos asociados haciendo click debajo.

Normativa                            Contenidos Asociados

<
 
>